Los operadores latinoamericanos enfrentan la amenaza de la mensajería OTT

En 2012, Pyramid Research espera que el 29 por ciento del total de los ingresos por servicios móviles en Latinoamérica provendrán de los servicios de datos. Esto representa alrededor de 28.700 millones de dólares, con SMS contribuyendo con el 45,5 por ciento de esa cantidad. Desde la perspectiva de los operadores, está claro que cualquier actividad OTT en este espacio supondría una grave amenaza para su potencial de crecimiento. Recientemente, uno de los dos gigantes de las telecomunicaciones de América Latina, Movistar, lanzó TU Me, una aplicación OTT que permite la mensajería instantánea (IM) y el intercambio de fotos y videos a través de dispositivos iOS y Android, igual que aplicaciones OTT ya establecidas como WhatsApp y Viber. Fue una declaración clara de intenciones de que los operadores también pueden jugar a ser OTTs.

¿Son los operadores móviles vulnerables a las aplicaciones OTT?

La rápida adopción de los smartphones y los planes de datos no sólo están presionando a los operadores de redes móviles para invertir en mejoras de red, sino que también está abriendo la puerta para que los proveedores OTT de mensajería ofrezcan servicios basados en web. Con el fin de implementar un servicio y hacerlo con éxito, se necesitan tres componentes: el acceso, un dispositivo y una aplicación. Los dos primeros (sin considerar Wi-Fi), son proporcionados por el operador —los proveedores OTT sólo se preocupan por el desarrollo de la tercera—. Desde esta perspectiva, los operadores pueden aparecer como vulnerables porque nada puede detener a los OTTs a la hora de desplegar sus aplicaciones de mensajería.

Promedio de envíos de SMS por mes y usuario en selectos mercados de Latinoamérica, 2010-2017

Fuente: Pyramid Research

Con el fin de evaluar qué hacer, la primera pregunta que deben formularse los operadores es: ¿son estos servicios de mensajería instantánea un sustituto real para SMS? Por lo general, no creemos que éste sea el caso.

El éxito de SMS está asociado con la fiabilidad del servicio y, más importante, con el hecho de que el SMS no necesita tener acceso a una red de datos para que funcione correctamente. Esto es especialmente importante en una región en la que menos del 14 por ciento de los suscriptores tienen un teléfono inteligente y el 80 por ciento son de prepago.

Es cierto que la mensajería OTT está afectando negativamente la tasa de crecimiento de los ingresos SMS. Sin embargo, el efecto a largo plazo dependerá de un número de factores que van desde la mezcla de prepago / postpago, la penetración de teléfonos inteligentes y los diferentes planes de SMS creados por operadores con el fin de contraatacar a los propios OTTs.

El crecimiento constante de SMS en varios mercados emergentes y maduros —a pesar del éxito de las aplicaciones OTT de mensajería en los mismos mercados— demuestra que los OTTs no son sustitutos directos para los SMS. Por ejemplo, Venezuela, uno de los mercados líderes en BlackBerry en América Latina, ha visto un enorme consumo de BlackBerry Messenger (BBM), siendo la aplicación de mensajería OTT perteneciente a un fabricante de dispositivos de más éxito, pero al mismo tiempo el tráfico de SMS no ha dejado de crecer (ver siguiente gráfica). En 2011, en promedio los venezolanos enviaron 258 mensajes SMS por mes, y en los últimos dos años hasta el segundo trimestre de 2012, Venezuela ha sido el líder en el mercado latinoamericano en el uso de SMS.

Tráfico de SMS en Venezuela del segundo trimestre de 2010 al segundo de 2012

Fuente: Conatel

En el mercado de Estados Unidos, donde los operadores ofrecen planes ilimitados de SMS, el uso de mensajería instantánea OTT, aunque en aumento, no ha provocado que los usuarios dejen de usar SMS como una de sus principales herramientas de comunicación (ver siguiente gráfica).

Usuarios y envíos de SMS entre 2008 y 2012

Fuente: Pyramid Research

Puesto que la gran mayoría de los dispositivos móviles carecen de cualquier apariencia de un sistema operativo, creemos que SMS seguirá siendo la plataforma de mensajería principal para una gran base de usuarios móviles. Los servicios de SMS también han demostrado ser más fiables que las plataformas de mensajería instantánea OTT y, por último, los servicios de SMS son multiplataforma, lo que significa que casi cada uno de los 700 millones de suscriptores móviles en América Latina es un usuario potencial.

Dadas estas razones, todavía pronosticamos que el uso de SMS en América Latina seguirá mostrando una tendencia positiva desde 2012 hasta 2017, con un CAGR promedio del 4,5 or ciento.

¿Qué pueden hacer los operadores contra la amenaza de los OTTs?

La segunda pregunta que un operador móvil tiene que hacerse es lo siguiente: Dado que la mensajería OTT está destinada a crecer, deben los operadores enfrentarse a ella o integrarla a su estrategia de desarrollo de su cartera de servicios? Enfrentarse a estos servicios —es decir, restringir el acceso de los usuarios a aplicaciones móviles (IM)— sólo resultará en clientes enojados, y se traducirá en un aumento correspondiente en las tasas de churn. Integrarlas —ofrecer las aplicaciones más buscadas de mensajería instantánea a través de planes basados en aplicaciones— ayudará a los operadores a migrar a sus clientes más lucrativos a planes de datos mediante la explotación de la demanda OTT. Otra ventaja para el operador a la hora de proporcionar acceso a servicios OTT es que el valor del servicio percibida por el usuario tiene un impacto mínimo en el tráfico en la red, ya que las aplicaciones de mensajería instantánea típicamente consumen pocos recursos.

El cobro de tarifas a los OTT por el uso de la red de datos podría representar una solución a corto plazo, además de situar al operador lejos de la fuente de ingresos que proviene directamente de los usuarios. Si el operador decide adaptar e incorporar la tendencia OTT, puede hacerlo de varias maneras, incluyendo la asociación con un proveedor OTT, por ejemplo, o el desarrollo de su aplicación OTT propia. La primera estrategia (desarrollo de aplicación propia OTT) ha sido ya adoptada en América Latina por Movistar con el lanzamiento de TU Me. Esto sigue a la aplicación IM propia del gigante latinoamericano América Móvil, Claro Messenger, cuando se puso en marcha en 2010.

El desarrollo de Rich Communication Suite (RCS) por operadores de telefonía móvil es, desde nuestro punto de vista, la mejor solución. Aunque RCS no es nueva, se ha tardado demasiado tiempo en desarrollar y en desplegar por parte de los operadores. La incorporación de RCS en el ecosistema OTT implica no sólo el desarrollo de una aplicación OTT, sino también una solución combinada, que incorpora servicios de valor añadido junto con la calidad del servicio.

“© 2012, United Business Media LLC.  Publicado originalmente en www.lightreading.com, una publicación de United Business Media LLC publication.  Traducido y reproducido con autorización.”

“© 2012, United Business Media LLC.  Initially published on www.lightreading.com, a United Business Media LLC publication.  Translated and reprinted with permission.”

Haga clic aquí para leer la versión original en inglés

José Manuel Mercado es analyst senior para Latinoamérica de Pyramid Research. Sus actividades incluyen la investigación y la consultoría para la industria de las telecomunicaciones en Latinoamérica.

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Please enter your username or email address. You will receive a link to create a new password via email.