Por el contexto, Entel prevé bajar 10% sus inversiones hasta US$ 434,3 millones para 2020

La pandemia ha obligado a las empresas a revisar sus proyectos en el corto plazo. En este contexto es que Entel anunció una baja de 10 por ciento en sus inversiones para 2020 respecto de lo desembolsado el año pasado. Serán 371.000 millones de pesos (434,3 millones de dólares) que se dividirán entre Chile (60 por ciento) y Perú (40 por ciento). Mantiene planes, en tanto, que atañen a las dos filiales.

“Es evidente que el nuevo escenario nos obliga a revisar focos de negocio y a poner como prioridad la seguridad de nuestros colaboradores y el servicio que ofrecemos a los clientes”, señaló el presidente de la entidad, Juan Hurtado, en declaraciones tomadas por Diario Financiero. En su exposición tras la junta de accionistas, reconoció que el presente ejercicio será desafiante para la compañía.

El año pasado la empresa había desembolsado 409.000 millones de pesos (hoy 478,8 millones de dólares), distribuidos de forma similar a la prevista ahora entre sus dos filiales. Sobre la caída prevista para este año habló el gerente general de la compañía, Antonio Buchi. Consideró que “se trata de un ajuste menor pero responsable que contempla la crisis económica en ambos países” y dejó claro que esto no cambiará lo proyectado en materia operativa.

A Chile se destinarán unos 264.000 millones de pesos (309,1 millones de dólares). Del total, más de 100.000 millones de pesos (117 millones de dólares) serán exclusivamente para el negocio móvil. Aquí entra aumentar capacidad y cobertura 4G y, en una próxima etapa, trabajar en el desarrollo inicial 5G. Sobre esta tecnología, Buchi dijo que “las cifras de inversión hay que verlas a la luz del negocio y su despliegue será paulatino”. Según el gobierno local, 5G será comercial en el país para 2022.

El negocio fijo local se llevará inversiones por 67.000 millones de pesos (78,8 millones de dólares), que se focalizarán en fibra óptica, una idea compartida por los operadores de Latinoamérica. En tanto, habrá unos 50.000 millones de pesos (58,4 millones de dólares) para el segmento corporativo en conceptos como conectividad para empresas, TI y negocios digitales, entre otros.

El negocio de Perú se llevará 105.000 millones de pesos (122,9 millones de dólares). De ese número, 70.000 millones de pesos (81,9 millones de dólares) serán destinados a aumentar la cobertura y capacidad en 4G y 8.000 millones de pesos (9,3 millones de dólares) en servicios fijos para clientes corporativos. En esa filial, Entel cuenta con un total de 8,4 millones de abonados.

Entre las otras operaciones previstas, la empresa destinará unos 2.000 millones de pesos (2,3 millones de dólares) en mejorar procesos y atención en sus call centers y 48.000 millones de pesos (56,2 millones de dólares) en su idea de transformación digital, anunciada hace más de tres años, que también significó cambios en su estructura organizativa.

“Este es un negocio muy resiliente a la crisis, ya que la necesidad de las personas por nuestros servicios es grande en situaciones como estas”, concluyeron las autoridades del operador sobre la situación actual. Entel intentará, entonces, mantener sin cambios sus objetivos para mejorar su estructura y mantener hacia arriba su base de usuarios en ambas filiales pero, por el contexto, dispondrá de menos dinero que el año pasado para cumplir sus metas.

Nicolás Larocca
Nicolás Larocca es Técnico Superior en Periodismo (TEA) y Locutor Integral (ISER). Durante su carrera profesional se desempeñó en diferentes medios radiales, digitales y en gráfica como productor de contenidos, redactor y analista. Tiene conocimientos en comunicación interna, deportes, bancos y seguros, y desde 2013 se especializa en el mercado de las telecomunicaciones a escala regional.

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.