Viejas recetas aparecen para recuperar ingresos móviles pero la solución debería ser buscar nuevas

¿Dónde está el dinero? Esta es una pregunta difícil de responder para los operadores móviles. La falta de un caso de negocio es una constante en la discusión sobre las nuevas tecnologías móviles. La monetización de las redes, que en el pasado se logró con servicios de mensajería y voz, permanece como una incógnita hacia el futuro.

“Los costos de tráfico de los operadores móviles se han incrementado por la explosión del consumo de datos con casi ninguna solución para monetizar este gran crecimiento del tráfico”, indicaba Juniper Research. La regulación y los costos de espectro contribuyeron a esta erosión, alertaba.

Hasta ahora, nada que no se haya comentado y debatido en aproximadamente todos los congresos y eventos que reúnen al sector.

Lo que sí quizás sorprende es que la consultora vuelve a poner el foco en tres segmentos —que, a decir verdad, parecían olvidados— para apalancar los ingresos del operador: A2P SMS, carrier billing y identidad móvil. Y vuelve a traer a escena una palabra que recuerda a los viejos ringtones: servicios de valor agregado (SVA). Se trata de una palabra que, si bien todavía aparece en los nombres de los cargos de ejecutivos de los operadores, casi desapareció de las notas de prensa que hablan sobre el futuro. En su reemplazo aparecen otras, mucho más sexys en este 2019, como lo son IoT, inteligencia artificial o edge computing.

Juniper Research cree que la oportunidad de ingresos para los operadores móviles por fuera de la voz, mensajería y terminación de datos móviles —es decir, todo lo que no corresponde a servicios tradicionales y que entraría en la bolsa de SVA—, alcanzará 120.000 millones de dólares para 2024. Se trata de un crecimiento significativo con respecto a los 67.000 millones de dólares que este mismo grupo de servicios alcanzará para este 2019. La cifra resulta apetitosa pero no lo es tanto si se compara con el billón de dólares que la industria móvil facturó en 2018 y los 1,14 billones de dólares que se espera que la industria pueda generar para 2025, de acuerdo con cifras de GSMA.

La consultora no presentó las cifras desagregadas por servicio, pero un gráfico señala que la mensajería A2P parece ser la que se llevará casi el 60 por ciento de los ingresos. En segundo lugar se ubican, casi de igual a igual, servicios de comercio móvil y conectividad M2M. Con poco menos de participación aparecen Big Data & Analytics, Carrier Billing e Identidad Móvil.

La mensajería aplicación a persona es una oportunidad de desarrollo si los operadores logran combatir el tráfico gris, tal como señalaba otro estudio de la consultora en 2017. Sin embargo, eliminar por completo el tráfico fraudulento podría significar tener que pagar un costo más alto que el beneficio, por lo que Juniper Research estima que los operadores siempre mantendrán cierta tolerancia al tráfico gris. En un mercado que, además, parece perdido por la entrada de los OTTs, hacer esfuerzos de inversión de este tipo no parece la mejor opción.

Juniper Research ve a la entrada de Google con RCS como una forma de acelerar el negocio. Sin embargo, se olvida que el OTT parece haberse cansado de esperar a los operadores y decidió salir al mercado por su cuenta en, al menos, dos países. A2P puede ser una buena oportunidad de mercado y RCS puede ser hasta la mensajería de facto de la 5G. Sin embargo, el contexto actual no parece demostrar que los operadores podrán ser capaces de monetizarlo así como alguna vez lo hicieron con SMS y pretendían replicarlo con RCS.

El segundo SVA que Juniper señala como oportunidad de negocio para los próximos años es Mobile Connect, una solución que GSMA presentó en 2014 con el objetivo de ayudar en la identificación de los usuarios y reducir los costos operativos de gobierno. Mobile Connect fue lanzado por algunos operadores pero, a decir verdad, no se trata de un negocio que parece haber despegado —y si tenemos en cuenta la participación que le da Juniper Research para los próximos años tampoco parece que realmente lo hará pronto—.

Es cierto que puede haber una oportunidad para el operador móvil que busca ser garantía de la identidad del usuario pero que ésto sea posible dependerá de la capacidad que tengan los operadores de convencer a la regulación local. Además, los operadores se enfrentan con el problema de que se trata de un negocio dónde también deberá enfrentar competidores, más grandes que ellos y con mayor músculo para desarrollar soluciones innovadoras. Desde la aparición de Mobile Connect aparecieron diversos intentos desde múltiples compañías que permiten conectarse a aplicaciones sin contraseña —una de las virtudes de Mobile Connect— y hasta servicios de reconocimiento facial que permiten identificar a quien está mirando la pantalla de un teléfono con el objetivo de verificar la identidad, entre otros.

El último enfoque “clave” que plantea Juniper Research es la facturación de servicios de terceros (Carrier Billing). En este caso el operador no parece tener competencia y, quizás por eso, sea posiblemente uno de los servicios dónde más espacio hay para crecer.

Los operadores ya han empezado a trabajar en la facturación a partir de los acuerdos con OTTs como Netflix o Google, casi como un primer paso de una estrategia que busca que el operador se convierta en plataforma —y esto es en lo que creemos que, finalmente, el operador debería transformarse—.

Juniper Research señala que los servicios de carrier billing son particularmente importante en mercados no bancarizados, descuidando que los no bancarizados son también usuarios de prepago que no siempre pueden acceder a servicios de carrier billing. “A excepción de los acuerdos entre Google, AT&T y Telcel en México, ni Apple ni Google tienen la opción disponible en América Latina, lo que es un indicador de que ambos rechazan los porcentajes de pago e impuestos en la región”, señala Juniper, en una muestra más que no todo lo que brilla es oro.

Quizás en la 5G, con servicios digitales de AR/VR, entretenimiento, juegos y compra inmersiva, carrier billing tenga una nueva oportunidad. De hecho, la consultora estima que podría capturar una de cada cinco ventas digitales de contenido para 2024.

Lo cierto es que parece que la fórmula para atravesar la crisis del negocio móvil no está clara y el mercado se empeña en recomendar viejas recetas, que parecen más ser un paliativo que una real oportunidad de cambiar el escenario y retomar el crecimiento que alguna vez supo tener la industria. ¿Hasta cuándo se podrá mantener el negocio con viejas recetas? ¿No sería hora de empezar a buscar nuevas fórmulas? Las nuevas palabras de moda, IoT, AR/VR, edge computing y 5G traen consigo cambios en el mercado y los operadores deberían dejar de mirar el pasado para concentrarse en cuál será su rol en este futuro, dónde ni los servicios tradicionales ni los viejos de valor agregado parecen tener un lugar preponderante.

Leticia Pautasio
Leticia Pautasio es periodista y Licenciada en Comunicación Social por la Universidad Nacional de Quilmes (Buenos Aires, Argentina). Durante su carrera profesional se desempeñó en gráfica, radio y medios de comunicación en línea. Desde 2009 se especializa en tecnología, telecomunicaciones y negocios; cubriendo la realidad del sector en América latina. En 2013 obtuvo el diplomado "El Periodista Latinoamericano como agente y líder en el desarrollo social" del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (México). Contacto: [email protected]

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.