Plan de universalización de banda ancha en Brasil prevé llegar con fibra al 45% de los domicilios

El director de Banda Ancha del Ministerio de las Comunicaciones de Brasil, Artur Coimbra, afirmó en audiencia pública de la Comisión de Ciencia y Tecnología del Senado que el próximo desafío del Programa Nacional de Banda Ancha (PNBL) es la universalización del servicio. Las declaraciones están en línea con los planes de la presidenta Dilma Rousseff para su segundo mandato, que empieza el 1 de enero de 2015.

El objetivo es llevar fibra óptica al 90 por ciento de los municipios del país para 2018—actualmente sólo el 47 por ciento de las ciudades están conectadas con fibra—.

En cuanto a redes de última milla, en tanto, el plan es aumentar cuatro veces la oferta de servicios vía fibra óptica. “Hoy menos del 10 por ciento de los domicilios tienen acceso por medio de fibra óptica; el objetivo es llegar a más del 45 por ciento de las casas en ciudades brasileñas con redes de fibra”, planteó Coimbra.

Para cumplir con estos objetivos, el Gobierno de Brasil promoverá las inversiones públicas-privadas, aunque no descarta la posibilidad de crear un régimen público para prestar el servicio. “Todo esto exige coparticipación del Estado e incentivos efectivos para acelerar las inversiones”, resaltó el funcionario.

El programa Banda Ancha Para Todos, presentado por Dilma Rousseff en su campaña presidencial será la continuación del PNBL, programa lanzado en 2010 con el objetivo de ofrecer servicios de banda ancha a precios populares. A cuatro años de su lanzamiento, el gobierno se jacta de haber hecho avances significativos en el mercado.

Coimbra destacó que al cierre de agosto de 2014 ya hay más de 23,5 millones de accesos de banda ancha fija en el país. Esta cifra representa un crecimiento del 82 por ciento desde el lanzamiento del plan. El PNBL cubre actualmente 4.912 ciudades y cuenta con 2,6 millones de accesos, que representan el 11 por ciento del total de conexiones de banda ancha fija.

Los resultados más llamativos del programa se dieron en las regiones Norte y Nordeste, tradicionalmente las más relegadas en términos de acceso a las telecomunicaciones. En los cuatro años del programa, estas regiones registraron un incremento en la cantidad de accesos al servicio del 131 y 142 por ciento, respectivamente. En el resto de las regiones del país, el crecimiento estuvo en el orden del 70 por ciento.

De hecho, cuatro de los cinco estados con mayor proporción de accesos del PNBL están ubicados en las regiones Norte y Nordeste.

En el servicio de banda ancha móvil el crecimiento es aún más explosivo durante los últimos cuatro años. Al cierre de agosto de 2014, el servicio estaba presente en 3.599 ciudades y totalizaba 138,8 millones de accesos. La red 4G, en tanto, estaba disponible en 119 ciudades y contaba con 3,6 millones de accesos.

El número de ciudades cubiertas con banda ancha móvil aumentó un 428 por ciento entre 2010 y 2014, mientras que el número de accesos subió un 936 por ciento. Las regiones Norte y Nordeste fueron —otra vez— las más beneficiadas, con un aumento de conexiones del 1105 y 1065 por ciento, respectivamente.

Leticia Pautasio
Leticia Pautasio es periodista y Licenciada en Comunicación Social por la Universidad Nacional de Quilmes (Buenos Aires, Argentina). Durante su carrera profesional se desempeñó en gráfica, radio y medios de comunicación en línea. Desde 2009 se especializa en tecnología, telecomunicaciones y negocios; cubriendo la realidad del sector en América latina. En 2013 obtuvo el diplomado "El Periodista Latinoamericano como agente y líder en el desarrollo social" del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (México). Contacto: [email protected]

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.