Dos empresas más se animan a ser operadores móviles virtuales en Brasil

Los motivos que llevan a una empresa a convertirse en operador móvil virtual son variados. A veces, solo se trata de compañías con necesidades de robustecer el portafolio que ofrecen a sus clientes o con el objetivo de captar un mercado que consideran desatendido. Quizás amparados en alguno de estos argumentos, o tal vez teniendo en la manga un as que no logra verse a simple vista, es que otras dos empresas recibieron luz verde para prestar servicios móviles como MVNO en Brasil.

Telecall y Digaa Telecom fueron recientemente autorizadas por la Agencia Nacional de Telecomunicaciones (Anatel) para convertirse en operadores virtuales en Brasil, para lo que utilizarán la red de Vivo. Ambas actualmente atienden el mercado corporativo y tienen redes propias pero no informaron su modelo de negocio, indicó el portal local TeleSintese. Se enfrentarán a un mercado con más de una docena de competidores y con tendencia a la baja en el número de líneas activas.

Si se hace un poco de historia, hay que retroceder casi una década para encontrar la primera vez que se habló de operadores móviles virtuales en el país. Las primeras reglas dispuestas por el regulador brasileño en 2010, año en el que se definieron cuestiones técnicas y a partir del cual se dividió a las empresas de este tipo entre autorizadas y concesionarias, con diferencias regulatorias entre uno y otro caso.

El primero en recibir licencia para funcionar sobre redes de tercero fue Porto Seguro. La empresa recibió licencia en 2011, hizo pruebas en 2012 e inició operaciones un año más tarde. Al menos desde los registros de 2015 logró mantener en alza su base de usuarios pero las más de 780.000 líneas registradas no fueron motivo suficiente para frenar su alejamiento del mercado local. Porto Seguro dejó de prestar servicios al cierre del año pasado con el fin de, según dijo, concentrarse en otros negocios.

De acuerdo a los datos proporcionados por Teleco, los MVNO concentraban a noviembre pasado, aun con Porto Seguro como parte de la cuenta, con 1,3 millones de líneas activas, lo que representa menos del 0,5 por ciento del mercado. Los números no son muy distintos a los que se presenta Latinoamérica en general, una región que en el último tiempo ha visto más egresos que llegada de este tipo de actores.

Brasil tiene más de una decena de empresas con autorización para prestar servicios como operadores móviles virtuales, la mayoría de ellas acordaron con Vivo y TIM para utilizar su espectro. Entre los prestadores se encuentra Datora, que tiene cerca de 393.000 líneas activas y EUTV, con algo más de 117.000. No figura entre la lista Virgin Mobile, una empresa que todavía no desembarca en Brasil a pesar de los múltiples amagues.

La penetración móvil por encima del 111 por ciento con baja constante en la base prepago, la gran cantidad de competidores que no lograron quedarse con una porción del mercado que le permita a hablar de éxito y el hecho de que cuatro empresas concentren el 98 por ciento del mercado parecen motivos suficientes para pensar en que Telecall y Digaa Telecom, como otros, tendrán problemas para sobrevivir en el mundo móvil brasileño.

PANORAMA DE MERCADO

¿Quieres saber más? Visita nuestra sección Panorama de Mercado

Nicolás Larocca
Nicolás Larocca es Técnico Superior en Periodismo (TEA) y Locutor Integral (ISER). Durante su carrera profesional se desempeñó en diferentes medios radiales, digitales y en gráfica como productor de contenidos, redactor y analista. Tiene conocimientos en comunicación interna, deportes, bancos y seguros, y desde 2013 se especializa en el mercado de las telecomunicaciones a escala regional.

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.