La sustentabilidad de los proyectos gubernamentales se pone a prueba con los cambios de mando

La discusión por los planes que fueron parte del plan Vive Digital en Colombia pone a la luz los problemas que tiene la región para mantener proyectos  gubernamentales cuando se producen cambios de mando. La idea de revisar lo que se hizo ya resulta habitual en la boca de las nuevas administraciones en una región que en los últimos años fue testigo de más de un triunfo de partidos opositores. La sustentabilidad de las iniciativas públicas se pone a prueba y la foja cero se impone como patrón en Latinoamérica, tal como se observó en el caso de México con la Red Troncal.

Los planes de conectividad para sitios vulnerables que fueron bandera del Ministerio de TIC en Colombia en los últimos años ya mostraron algunas deficiencias durante la gestión anterior. Juan Manuel Santos todavía presidía el país cuando la cartera sectorial advertía problemas para la continuidad de la los puntos y kioscos Vive Digital. Se incluyó en la lista de inconvenientes también las 1.400 zonas Wi-Fi gratuitas que se instalaron en plazas, colegios y otros sitios públicos muy concurridos en el país.

Se desplegaron alrededor de 900 puntos Vive Digital en Colombia. Se trata de centros comunitarios para el acceso a Internet y en los cuales se ofrece capacitación a los usuarios y la posibilidad de hacer trámites de gobierno en línea. El año pasado se registró que casi dos tercios de los puntos dejaron de operar. El Ministerio de TIC abrió un proceso legal contra el Fondo Financiero de Proyectos de Desarrollo (Fonade) y, en paralelo, contrató a la Unión Temporal Conectando Colombia para que se haga cargo de la reactivación.

El balance de los primeros 100 días del gobierno de Iván Duque indica que “recibimos 900 puntos digitales en zonas urbanas apagados desde el 31 de julio de 2018”. Esto fue por finalización del contrato con la firma contratada “de urgencia” por el ente sectorial, indica el medio El Tiempo. En la página el regulador señala que “893 puntos se encuentran a cargo de entidades territoriales y públicas beneficiadas, tal como fue establecido en los convenios interadministrativos”. Los otros 56, en tanto, todavía deben ser desplegados como parte del Proyecto Nacional de Conectividad de Alta Velocidad en sitios como el Amazonas.

Con respecto a los kioscos Vive Digital, se desplegaron 7.832 en zonas con acceso a Internet deficiente o nulo. De ellos, 1.240 finalizaron su operación el 15 de noviembre pasado y 5.639 se mantienen operativos. Sin embargo, la administración actual se quejó de que el presupuesto destinado a ese fin solo asegura su funcionamiento hasta el primer semestre de 2019. ¿Después? Habrá un proceso de “reestructuración técnica y financiera que permita precisar metas”, señala la cartera.

“Estamos pensando en cambiar el modelo. Si podemos hacerlo vía redes móviles lograremos más velocidad sin que el costo sea tan grande. Analizamos integrar a los operadores de telecomunicaciones en las licitaciones, porque son mucho más baratas que las soluciones satelitales”, dijo el viceministro de Conectividad y Digitalización, Iván Mantilla. Agregó que al momento el 96 por ciento de las conexiones de los kioscos son satelitales y aseguró que la idea es llevarla propuesta a un modelo sostenible que permita “la continuidad del proyecto por mucho más que tres o cuatro años”.

El caso puede emparentarse con la búsqueda de un socio privado de las autoridades brasileñas para garantizar la continuidad y ampliar el número de sitios Wi-Fi gratuitos para usuarios en San Pablo ante las dificultades del Estado para seguir prestando el servicio en la calidad buscada. La sustentabilidad de los proyectos públicos siempre están en tela de juicio y en Colombia no existe un operador público nacional que funcione como aliado para llegar a zonas menos rentables. En este contexto, los cambios de administraciones ponen a prueba los proyectos vigentes y el plan Vive Digital, parece, no sacó buena nota.

Nicolás Larocca
Nicolás Larocca es Técnico Superior en Periodismo (TEA) y Locutor Integral (ISER). Durante su carrera profesional se desempeñó en diferentes medios radiales, digitales y en gráfica como productor de contenidos, redactor y analista. Tiene conocimientos en comunicación interna, deportes, bancos y seguros, y desde 2013 se especializa en el mercado de las telecomunicaciones a escala regional.

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Please enter your username or email address. You will receive a link to create a new password via email.