TIM y Oi podrían compartir infraestructura LTE para la Copa de las Confederaciones

Un artículo de esta semana del diario económico brasileño Valor apuntaba que TIM (Telecom Italia) y Oi anunciarían esta semana la compartición de infraestructura 4G LTE. El viernes pasado, la publicación especializada TeleSíntese indicaba que ambos operadores habían presentado un proyecto al área técnica de la Agência Nacional de Telecomunicações (Anatel) para el despliegue de una red conjunta, con el objetivo de cumplir las obligaciones de cobertura impuestas por el regulador para la Copa de las Confederaciones.

De acuerdo con el medio, cada uno de los operadores desplegaría redes LTE en seis ciudades, y las dos utilizarán la misma red, compartiendo no sólo la infraestructura sino además el espectro radioeléctrico.

En referencia a estas versiones periodísticas, Oi sólo se limitó a señalar en un comunicado al mercado que “la compartición de infraestructura de rede de telecomunicaciones es una práctica mundialmente difundida, y que la compañía siempre evalúa oportunidades de esta naturaleza en el mercado”.

Por su parte, TIM señaló, en una nota similar, que está “constantemente acompañando y debatiendo modelos de negocios para la compartición de infraestructura de redes, ratificando que lo considera esencial para el desarrollo de las telecomunicaciones en Brasil”.

Además, el operador de origen italiano explicó que el modelo de “RAN Sharing” (compartición de acceso de radio o RAN, radio access network) es “una de las alternativas de mayor éxito internacional en compartición de redes, y contempla diversas hipótesis para el uso conjunto de infraestructura de redes —elementos pasivos (torres, generadores, y otros elementos de soporte), elementos activos (ERBs 4G – eNodeB) y redes de transporte”.

Para finalizar, TIM afirma que las iniciativas de compartición “optimizan la eficiencia de las inversiones en la construcción de las nuevas redes, intensificando su velocidad de implementación y la disponibilidad de los servicios, además de estar en línea con los desafíos de sustentabilidad, urbanismo y uso consciente de la energía”.

El proyecto a todas luces resulta positivo. En primer lugar, porque parece la salida más lógica a un calendario de despliegue exigente para cumplir a tiempo las metas de cobertura. Además, porque el espectro a ser utilizado es el de 2,5 GHz, una banda alta que por sus características técnicas de baja propagación requerirá de más estaciones base (ERB) y nodos B (eNodeB), multiplicando la cantidad de sitios necesarios para ofrecer cobertura. Y justo en momentos en que los operadores enfrentan más dificultades a la hora de emplazar antenas, tanto por la burocracia municipal como por la resistencia de organizaciones civiles preocupadas por el efecto de las radiaciones sobre la salud.

De resultar exitoso, este tipo de iniciativas podría ser tenido en cuenta para próximos despliegues. Hay que tener en cuenta que los operadores brasileños están a la espera de espectro en frecuencias más bajas, como la de 700 MHz, y se especula con que podrían utilizar también la banda de 1800 MHz, una de las más populares a nivel internacional de acuerdo con la Global Mobile Suppliers Association (GSA).

Otros operadores de la región también estarán atentos a lo que ocurra con este proyecto en Brasil. Vale recordar que hasta el momento, el único antecedente de compartición de redes en Latinoamérica del que se tiene conocimiento es el de Iusacell y Telefónica en México. Y también estar atentos a la reacción de los otros operadores del mercado brasileño, Vivo (Telefónica) y Claro (América Móvil). Especialmente teniendo en cuenta que el primero es históricamente uno de los que más ha impulsado el debate sobre compartición.

Avatar
Lucas Ledesma es un periodista que cubre el sector de telecomunicaciones y tecnologías de la información desde 2004. Ha trabajado y colaborado en diversos medios digitales e impresos relacionados con estos sectores. En abril de 2007, se unió a Tele-Medios como editor de TeleSemana.com.Su formación académica incluye la licenciatura en Comunicación Social de la Universidad Nacional de Quilmes (Buenos Aires, Argentina) y un posgrado en Gestión Estratégica de las Comunicaciones en la Universidad de Belgrano (Ciudad de Buenos Aires, Argentina).

7 Comentarios

  1. Avatar

    Me alegra que Brasil de ejemplo de compartir infraestructura y asi se disminuya el impacto ambiental.

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.