México: analizan cambiar el plan de cobertura de la Red Compartida

En algunas semanas se cumplirán 500 días desde la inauguración oficial de la Red Compartida en México. Decenas de contratos firmados y cronograma cumplido en tiempo y forma permiten a Altán Redes, su brazo ejecutor, hablar con orgullo de la iniciativa que fue presentada por las autoridades locales como el proyecto más importante en telecomunicaciones de la historia local. Su cobertura, en tanto, ha sido un punto cuestionado desde hace tiempo y ahora está en el ojo de la tormenta, pues la Secretaria de Comunicaciones y Transportes (SCT) dijo que analiza cambiar ese cronograma.

La red mayorista de 700 MHz fue creada con los objetivos de aumentar la cobertura, mejorar la calidad de servicios y promover precios competitivos. El compromiso acordado entre la parte privada y la pública delimitaba seis hitos: 32 por ciento de la población cubierta para marzo de 2018, 50 por ciento para enero de 2020, 70 por ciento un año después, 75 por ciento en enero de 2022, 88 por ciento 12 meses más tarde y 92,2 por ciento para 2024. Altán Redes por ahora cumplió con creces, incluso superó la métrica prevista en marzo de 2018 y se propone alcanzar al 56 por ciento de la población para enero próximo.

El cronograma puso, además, énfasis en obligaciones de cobertura en sitios rurales. También en este punto Altán Redes se muestra optimista. La empresa alcanzó a 5,8 millones de habitantes rurales, según celebró en su página oficial. En enero de 2020 deberán ser 7,9 millones y así hasta llegar a 14,5 millones para 2024. Adicionalmente se estableció el alcance obligatorio a las ciudades o poblados del programa Pueblos Mágicos, con hitos escalonados hasta alcanzar a todos, 111 en total, para enero de 2022.

A pesar de objetivos superados hay un punto que no parece haber sido todavía resuelto y es el que las autoridades locales trabajan en corregir. “Vemos la posibilidad de modificar el despliegue para dar mayor celeridad para llegar a los puntos que queremos conectar”, dijo el titular de la SCT, Javier Jiménez Espriú, en diálogo con El Universal. Agregó que más allá de sumar opciones a los que ya cuentan con servicios, la idea es de conectar a los desconectados. Añadió que la revisión es a solicitud de Altán Redes.

Una eventual decisión en este sentido daría la razón, por ejemplo, a Carlos Slim, que como máximo responsable de América Móvil cuestionó hace unas semanas que el Estado haya otorgado 90 MHz y beneficios impositivos y regulatorios a una empresa que, a su criterio, no pudo expandir su cobertura propia más allá de lo que ya consiguieron las telefónicas minoristas. En el mismo evento, 15 minutos después, SCT defendió la red mayorista como clave para aumentar ocho puntos la penetración local de Internet a 2024, indicó América Economía.

De hecho, la cobertura también había sido un punto relevante de debate cuando se conoció que Movistar llegó acuerdo con Altán Redes para utilizar la Red Compartida. En ese momento ambas hablaron de una “posible colaboración” e incluso la filial de Telefónica deslizó como argumento la expansión de cobertura. Un mapa, sin embargo, fue suficiente para saber que las ciudades alcanzadas por Altán con la red mayorista, por ejemplo Ciudad de México, ya estaban cubiertas por el operador.

El próximo paso es ver cuán viable resulta cambiar un contrato de esta naturaleza. El medio CEO tomo fuentes del sector para indicar que una eventual modificación sería posible pero, al cambiarse la ruta y las prioridades, traería un impacto a nivel financiero para el privado. “Se trata de una Sociedad Anónima Promotora de Inversión que tiene que rendir cuentas a sus inversionistas. El plan de negocios lo hizo cumpliendo con las obligaciones de la licitación pero tratando al mismo tiempo de tener rentabilidad para los accionistas”, dijo sobre el tema el abogado en telecomunicaciones Rogelio Espinosa.

El debate, entonces, podrá quedarse en la letra chica del artículo 39 del acuerdo de concesión, que indica que una eventual cambio en el contrato “deberá hacerse por escrito, debiendo las partes suscribir para ello un convenio modificatorio”. Sin embargo, fuera de los papeles que haya que llenar luego parece que México identificó un problema a resolver en la Red Compartida y ya tiene en mente un posible camino para solucionarlo.

Nicolás Larocca
Nicolás Larocca es Técnico Superior en Periodismo (TEA) y Locutor Integral (ISER). Durante su carrera profesional se desempeñó en diferentes medios radiales, digitales y en gráfica como productor de contenidos, redactor y analista. Tiene conocimientos en comunicación interna, deportes, bancos y seguros, y desde 2013 se especializa en el mercado de las telecomunicaciones a escala regional.

Deje su comentario

Recuperar contraseña

Por favor ingrese su nombre de usuario o dirección de correo electrónico. Recibirá un enlace para crear una nueva contraseña por correo electrónico.